Tepic, Nayarit, lunes 30 de marzo de 2020

El trabajo del gobernador pertenece al pueblo de Nayarit

Oscar González Bonilla

28 de febrero de 2020

Mucho más que convencido está José Antonio Serrano Guzmán que el gobernador de Nayarit, Antonio Echevarría García, “en 2021 entregará un Estado mucho, muy distinto en términos positivos, de desarrollo y crecimiento”.

El titular de la Secretaría General de Gobierno recibe a la dupla compuesta por reportero y asesor de éste –Víctor Carlos Montoya Castellón- en oficina sede de la dependencia en el edificio de Palacio de Gobierno en Tepic. Se encuentra solo, su figura humana se empequeñece ante la amplitud del recinto. Frente a sí mismo taza de café negro a medio consumir, azúcar mascabado y tres largas galletas llamadas de nieve.

Debido a diferentes razones y circunstancias propias de su encargo debió transcurrir casi un mes para que el importante funcionario del presente gobierno estatal recibiera en su despacho a los solicitantes de entrevista. Serrano y Montoya son amigos causa a las lides políticas en las juventudes priistas, antaño. Este último hoy es consejero periodístico.

Sentado a la cabecera de la mesa para la toma de acuerdos, a Toño Serrano la posición sólo nos permite observar juego de camisa y chamarra en las que predomina el color verde. Con la calmosa serenidad que le es característica, los sentidos del servidor público se ponen en alerta cuando escucha la primera pregunta del interrogatorio.

-Observamos que Palacio de Gobierno está sin numerosos visitantes, ni siquiera fuera del edificio se registran las manifestaciones de protesta y reclamos de cada ocho días ¿a qué atribuye tales acontecimientos?

-Es consecuencia del trabajo que el gobernador ha desplegado en todo lo largo y ancho del estado. Ha tenido un diálogo directo con la población, con los sectores que antes reclamaban y no recibían la escucha del gobernante, tampoco tenían la oportunidad del diálogo, menos solución a sus demandas. Creo que el contacto permanente y directo del gobernante con la ciudadanía ha permitido que la sociedad ya no encuentre la calle para la manifestación. Eso no quiere decir que no haya que reclamar, claro que lo hay, sobre todo algunas cosas que todavía no hemos dado solución. Sin embargo, hoy los nayaritas tenemos un gobernante que escucha con mucha paciencia y la problemática social la resuelve con lo que tiene a su alcance.

La declaración del gobernador Echevarría García de no militar en partido político alguno, agregar desconocimiento total de la ciencia política, cuando es que esta trata del gobierno y la organización de la sociedad, luego entonces ello puede acarrear consecuencias para la comunidad nayarita.

La explícita advertencia del reportero, el titular de la Secretaría General de Gobierno la asume con aplomo, no altera los sentidos, pero es rápida su respuesta: “Efectivamente, no tengo conocimiento que el gobernador milite en algún partido político, pero sí tengo muy claro que el trabajo del Ejecutivo estatal le pertenece a toda la sociedad, al pueblo de Nayarit. Él está enfocado a resolver el tema que aqueja a la población”.

Algunos gobiernos estatales del país han recurrido al préstamo bancario a corto plazo porque la austeridad republicana desde el centro del país tan los afecta que no tienen dinero ni para el gasto corriente. Ha recurrido el gobierno de Nayarit a esta medida, al tomar en cuenta que Antonio Echevarría García ha declarado públicamente que su gobierno está en quiebra, pregunto a Antonio Serrano.

Sin pudor el funcionario admite el dicho del gobernante: el gobierno está en quiebra. Luego a manera de guasa expresa que “no envidiamos esos estados”. Convencido afirma que tienen conflicto agudo para pagar (capítulo 1000). “El secretario de Finanzas, Chumacero, es un compañero que vive estresado, preocupado por saber cómo pagar nómina cada quince días”.

Es en este instante cuando Serrano echa mano de un recurso de bienaventuranza para el gobierno de Nayarit:

“Las encuestadoras, las organizaciones que se encargan de medir los efectos de bienestar de una entidad, nos ubican en los primeros lugares en seguridad pública, en los primeros lugares en generación de empleo, en primer lugar en percepción de bienestar y en primer lugar como generador de espacios públicos de atención a la niñez y juventud, primer lugar sobre programas específicos de cuidado y protección y construcción de paz en educación básica. Pero  ese no es el problema de Nayarit, sino el financiero y económico.

El pueblo de Nayarit debe saber que de todo el dinero que se gasta, el Estado produce mil 200 millones de pesos. Todo ese dinero y más se va al pago de servicio de deuda, no hay entonces margen de maniobra. La recaudación se va de manera directa a deuda, esa es la gravedad del problema, no tenemos margen para cubrir capítulo mil (nómina). A corto plazo ese será un conflicto que enfrentaremos los nayaritas y el gobierno.

La situación es que el gobernador ha decidido generar un marco de transparencia total al manejo de las finanzas públicas, porque este gobierno ni el pueblo de Nayarit generaron este conflicto, pero ya lo tenemos. Debemos hablar con los nayaritas para señalar la manera en que atenderemos este problema, porque mis problemas no son de seguridad pública, generación de empleos ni de crecimiento económico, sino que mi problema es financiero. Entonces, ello no lo ocasionamos nosotros, pero debemos atenderlo de manera integral, todos tendremos que participar porque no es problema de uno solo y por tanto uno solo deba cubrir los costos de las decisiones”.

-La destapa aspiración de algunos por lograr candidaturas a cargos de elección popular ¿causa problemas al gobierno estatal?

-A ver. Nosotros estamos empeñados en que se conserve la estabilidad y la gobernabilidad del Estado. Creemos que los partidos y actores políticos deben tener mayor calma, no para hacer todo un activismo de carácter político-electoral. A nosotros no nos genera problema que ellos empiecen su actividad política, al contrario, estamos en un marco de libertad, un Estado democrático que genera esa posibilidad, pero el tema es que pueden estar quebrantando la ley y en consecuencia las autoridades electorales pueden sancionar con base  en términos legales a algún aspirante que nos pueda generar inestabilidad política. La recomendación a los partidos políticos es que cuando lleguen los tiempos, jurídicamente permitidos, para el ejercicio de la democracia electoral, pues lo hagan. En tanto traten de preservar lo más valioso que tenemos que es la libertad democrática, y esta equidad, igualdad, debe prevalecer en los procesos electorales”.

Al mismo tiempo asegura que ningún funcionario, de cualesquiera niveles, del gobierno del Estado ha manifestado su decisión de buscar una candidatura a puesto de elección popular. “En reuniones de gabinete el gobernador ha precisado que el funcionario con deseos de participar en política electoral, debe dejar el gobierno e integrarse a su partido. Está empeñado en no contaminar los procesos electorales y que los partidos puedan contaminar la gobernabilidad y estabilidad del Estado”.

-Me comentaba Montoya que él observa que Toño Serrano no volverá a la actividad política-partidista una vez terminado el cargo gubernamental.

-Montoya es sabio.

Comentarios

© Copyright 2020 Nayarit Altivo 2. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina